Ju pu cha, tesoro en mandarina

Qué encontrarás en este artículo:

El Ju Pu Cha (橘普茶), literalmente “puerh en mandarina”, consiste en una mandarina o toronja rellena de puerh cocido. Se trata de una maravilla del mundo del té que ha existido por cientos de años en China.

Existen muchos nombres para el mismo producto:

-Chén Pí Puer (陈皮普洱): Chén Pí es el nombre que se le ha otorgado en la medicina tradicional china a la piel de la mandarina seca. Y “Puer” corresponde a la variedad de té que se utiliza en la fabricación del Ju Pu Cha.

-Xiao Qing Gan (小青柑): significa mandarina verde pequeña

-Xinhui Gan Pu Cha (新会柑普茶): que hace referencia a que las mandarinas proviene de la zona de Xinhui.

Ju Pu Cha donde encontrarlo

Siendo que la elaboración de Ju Pu Cha data de hace siglos, no existen precisiones respecto a sus orígenes. Su relación con la medicina tradicional china es indiscutible y contribuyó a su reputación. Hoy es un té que se recomienda para una serie de patologías que van desde resfriados a problemas estomacales.

Te invitamos a que descubras más sobre esta reliquia con nosotros y nos acompañes en un viaje a Xinhui, Provincia de Guangdong.

Ju Pu Cha hebras

¿Cómo se elabora el Ju Pu Cha?

La tarea de elaboración del Ju Pu Cha demanda de mucho tiempo y paciencia, ya que no se utiliza cualquier mandarina ni cualquier puerh.

Tradicionalmente, las frutas que crecen cerca de XinHui en Guangdong, China, son las utilizadas para el Chén Pí. Se dice que tienen el perfecto balance entre dulzor y acidez y que retienen su aroma durante más tiempo. El mejor momento para cosecharlas es al comienzo del invierno.

A su vez, las hojas que irán dentro son también minuciosamente seleccionadas y añejadas de dos a cinco años.

Una vez que las frutas son cosechadas son parcialmente secadas. Primero con máquinas y luego naturalmente al sol. Luego se corta la parte superior abriendo un agujero para quitar la pulpa del interior.

Una vez que la cáscara para el Ju Pu Cha está lista, se procede a rellenarla con hojas de té fermentadas que aún no se hayan secado totalmente. Estas hojas se seleccionan especialmente para acompañar el gusto dulce y cítrico de la mandarina o toronja utilizada.

La última fase de secado se realiza cuando la fruta está ya rellena. Durante este proceso, las hebras de té absorben la esencia de la cáscara. Se puede secar en hornos, al sol o en un cuarto especial con alta temperatura.

Un secado incorrecto puede resultar en un Ju Pu Cha que brinde un licor demasiado amargo.

El producto final es un té que otorga un licor de sabor robusto, terroso y cítrico. Su color es rojizo, denso y transparente.

Algunos Ju Pu Cha con fisuras en su cáscara son igualmente comercializados sin problema. Pero aquellos que conservan la fruta entera tienen precios más altos. Esto depende mucho del grado de destreza que posea el artesano que lo produzca.

Ju Pu Cha en cascara de mandarina

Chén Pí según la medicina china

Chén Pí es el nombre que se le otorga a la cáscara seca sin el té. La cáscara de mandarina ha sido utilizada por miles de años por la medicina tradicional china.

Según los chinos, esta ayuda con problemas digestivos, seca mucosidades y reduce las náuseas. Es también una fuente de vitamina C que mejora el sistema inmunológico ayudando a combatir virus y prevenir infecciones.

La cáscara mandarina se utiliza en sopas, estofados, postres, marinadas e incluso como snack. Es habitual llevar cáscaras confitadas en los viajes de auto o bote ya que, como mencionamos más arriba, ayudan a prevenir las náuseas.

Según la medicina tradicional china, la cáscara seca posee un atributo cálido -es decir que otorga calor al cuerpo y colabora con la circulación-. Además posee propiedades antivirales y antibacteriales.

Se cree que su uso se originó durante la Dinastía Song (960-1279) y ha durado setecientos años. Tuvo mucha popularidad durante las Dinastías Ming (1368 -1644) y Qing (1636 – 1912). Curiosamente, su crecimiento se vió impulsado por la industria del girasol. Los comerciantes de Xinhui aprovecharon las ventas y el transporte de productos de girasol para vender el Chén Pí.

Se convirtió en una importante industria local pero hacia finales del siglo XX sus ventas cayeron llegando en 1996 a su punto más bajo.

Ju Pu Cha

En 2002, por impulso de los fruticultores, la Oficina Agrícola del Distrito de Xinhui y la Federación de Industria y Comercio, se estableció la Asociación de la Industria de Mandarina de Xinhui. A partir de esto, hubo una mejora económica en el sector.

En 2006 finalmente se establecieron los estándares de calidad siendo que muchas falsificaciones se extendieron en el mercado.

Muchas veces, los comerciantes compraban las cáscaras provenientes de Guangxi que se comercializaban como cáscaras de XinHui. También era habitual encontrar cáscaras teñidas con té. Estos problemas dañaron seriamente la reputación de la industria durante años

¿Cómo se prepara un Ju Pu Cha correctamente?

Primero vaciamos parte del contenido del Ju Pu Cha en el infusor que vayamos a utilizar. Luego, rompemos con las manos un pedacito de su cáscara y la ponemos con las hebras.

La proporción sugerida para hebras y cáscara es de tres partes de té por una parte de cáscara. Sin embargo, se puede preparar distinto según gusto.

Siendo que para la elaboración del Ju Pu Cha se utiliza puerh cocido, la temperatura del agua debe estar por sobre los 95º.

Antes de la primera infusión se debe hacer un lavado de las hebras. Para esto las pasaremos por el agua caliente solo algunos segundos y descartamos esta primera infusión.

A continuación, ya se puede preparar el té como de costumbre dejándolo infusionar por 5 minutos.

El último paso siempre es tomarte un descanso para liberar la mente y disfrutar de un delicioso Ju Pu Cha.

Este resulta un blend muy especial con propiedades para la salud y delicioso! Tu también puedes divertirte creando tus propios blends en nuestro curso de Tea Blender.

¿Te quedaron dudas? Charlemos a través de nuestras redes sociales:

completa el formulario

Para más información

Open chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, Mi nombre es Florencia. ¿En que te puedo ayudar? Dime, por favor, tu mail para ayudarte mejor.